(4 Porciones)

2 pechugas de pavo

100 g de harina

50 g de mantequilla

1 cucharada de aceite

1 cebolla perla

1 puerro

1 zanahoria

1 pimiento rojo

Sal y pimienta, a gusto

100 g de brócoli pasado por agua hirviendo

1 vaso de caldo de ave

2 cdas de salsa de soya

Jengibre fresco

2 pechugas de pavo

100 g de harina

50 g de mantequilla

1 cucharada de aceite

1 cebolla perla

1 puerro

1 zanahoria

1 pimiento rojo

Sal y pimienta, a gusto

100 g de brócoli pasado por agua hirviendo

1 vaso de caldo de ave

2 cdas de salsa de soya

Jengibre fresco

Cortar la carne de pavo en cubos. Secar bien, pasar por harina y salpimentar.

Calentar mantequilla y aceite en un wok y dorar la carne.Retirar y reservar.

En el mismo wok, rehogar la cebolla perla, el puerro, la zanahoria y el pimiento rojo cortados en juliana. Salpimentar para que suden. Agregar el brócoli y la carne de ave.

Verter el caldo de ave y cocinar hasta que las verduras estén crujientes. Aromatizar con 2 cucharadas de salsa de soya y el jengibre rallado a gusto. Dejar reposar 10 o 15 minutos y servir.



Cortar la carne de pavo en cubos. Secar bien, pasar por harina y salpimentar.



Calentar mantequilla y aceite en un wok y dorar la carne.Retirar y reservar.



En el mismo wok, rehogar la cebolla perla, el puerro, la zanahoria y el pimiento rojo cortados en juliana. Salpimentar para que suden. Agregar el brócoli y la carne de ave.



Verter el caldo de ave y cocinar hasta que las verduras estén crujientes. Aromatizar con 2 cucharadas de salsa de soya y el jengibre rallado a gusto. Dejar reposar 10 o 15 minutos y servir.