(4 Porciones)

Para la masa

300 g de harina integral

1 cdita. de sal

Una pizca de pimienta

8 cdas. de aceite de oliva

75 ml de agua, aproximadamente

 

Para el relleno

2 cebollas

2 dientes de ajo opcionales

2 atados de espinaca

1 cda. de aceite de oliva

200 g de champiñones

3 huevos

Sal y pimienta, al gusto

Aceite de girasol, para engrasar

200 g de semillas de girasol tostadas

 

Para la masa

300 g de harina integral

1 cdita. de sal

Una pizca de pimienta

8 cdas. de aceite de oliva

75 ml de agua, aproximadamente

 

Para el relleno

2 cebollas

2 dientes de ajo opcionales

2 atados de espinaca

1 cda. de aceite de oliva

200 g de champiñones

3 huevos

Sal y pimienta, al gusto

Aceite de girasol, para engrasar

200 g de semillas de girasol tostadas

 

Para la masa En un recipiente profundo, mezclar la harina junto con la sal, la pimienta y el aceite. Agregar agua poco a poco.

Unir la preparación sin amasar demasiado, hasta que quede una masa lisa y suave, que no se pegue a las manos.

Envolver la masa en papel film y dejar reposar durante 30 minutos en el refrigerador.

Una vez pasado el tiempo de reposo, retirar el bollo y estirarlo sobre la mesa de trabajo con ayuda de un palo de amasar, hasta alcanzar el tamaño y grosor deseados.

Forrar con la masa estirada un molde para tarta grande o 4 moldes para tartas individuales, previamente aceitados. Cortar el sobrante con las manos. Precocinar los tartines 10 minutos a temperatura moderada. Retirar y reservar.

Para el relleno Pelar y picar las cebollas. Lavar y picar la espinaca. Sofreír en aceite las cebollas y el ajo picado (opcional) y añadir la espinaca picada, hasta cocer. Retirar y reservar. Aparte, cortar y sofreír los champiñones, agregar a la espinaca, junto con los huevos batidos, condimentar con sal y pimienta. Rellenar los tartines precocidos con la mezcla de vegetales y huevo, y volver a llevar al horno cocinarlas 30 minutos más o hasta que los huevos cuajen y la masa esté cocida y crocante. Espolvorear las semillas de girasol antes de servir.



Para la masa En un recipiente profundo, mezclar la harina junto con la sal, la pimienta y el aceite. Agregar agua poco a poco.



Unir la preparación sin amasar demasiado, hasta que quede una masa lisa y suave, que no se pegue a las manos.



Envolver la masa en papel film y dejar reposar durante 30 minutos en el refrigerador.



Una vez pasado el tiempo de reposo, retirar el bollo y estirarlo sobre la mesa de trabajo con ayuda de un palo de amasar, hasta alcanzar el tamaño y grosor deseados.



Forrar con la masa estirada un molde para tarta grande o 4 moldes para tartas individuales, previamente aceitados. Cortar el sobrante con las manos. Precocinar los tartines 10 minutos a temperatura moderada. Retirar y reservar.



Para el relleno Pelar y picar las cebollas. Lavar y picar la espinaca. Sofreír en aceite las cebollas y el ajo picado (opcional) y añadir la espinaca picada, hasta cocer. Retirar y reservar. Aparte, cortar y sofreír los champiñones, agregar a la espinaca, junto con los huevos batidos, condimentar con sal y pimienta. Rellenar los tartines precocidos con la mezcla de vegetales y huevo, y volver a llevar al horno cocinarlas 30 minutos más o hasta que los huevos cuajen y la masa esté cocida y crocante. Espolvorear las semillas de girasol antes de servir.