(12 Porciones)

1 l de leche pasteurizada

1 cucharadita de bicarbonato de sodio (10 g)

1 cucharadita de esencia de vainilla

200 g de azúcar

2 cucharadas de glucosa

1 l de leche pasteurizada

1 cucharadita de bicarbonato de sodio (10 g)

1 cucharadita de esencia de vainilla

200 g de azúcar

2 cucharadas de glucosa

Colocar la leche y el bicarbonato en una cacerola con la esencia de vainilla. Cuando rompa el primer hervor, agregar la mitad del azúcar y revolver con cuchara de madera.

Cuando la preparación vuelva a hervir, incorporar el resto del azúcar y continuar revolviendo.

Agregar la glucosa y mezclar bien.

Cocinar a fuego bajo, sin dejar de revolver, hasta que la preparación resulte espesa y de un tono amarronado. Es importante que no se pase porque quedaría azucarado. Retirar del fuego, esterilizar los frascos y envasar el manjar blanco.



Colocar la leche y el bicarbonato en una cacerola con la esencia de vainilla. Cuando rompa el primer hervor, agregar la mitad del azúcar y revolver con cuchara de madera.



Cuando la preparación vuelva a hervir, incorporar el resto del azúcar y continuar revolviendo.



Agregar la glucosa y mezclar bien.



Cocinar a fuego bajo, sin dejar de revolver, hasta que la preparación resulte espesa y de un tono amarronado. Es importante que no se pase porque quedaría azucarado. Retirar del fuego, esterilizar los frascos y envasar el manjar blanco.