(8 Porciones)

1 1/2 kg de papas

350 g de harina

½ taza de queso

parmesano rallado

1 cucharadita de sal

1 pizca de pimienta

1 pizca de nuez moscada

1 huevo

Para el pesto

4 dientes de ajo (opcionales)

50 g de piñones o de

nueces

3 cucharadas de hojas

de albahaca

100 cc aceite de oliva

100 cc crema de leche

1 1/2 kg de papas

350 g de harina

½ taza de queso

parmesano rallado

1 cucharadita de sal

1 pizca de pimienta

1 pizca de nuez moscada

1 huevo

Para el pesto

4 dientes de ajo (opcionales)

50 g de piñones o de

nueces

3 cucharadas de hojas

de albahaca

100 cc aceite de oliva

100 cc crema de leche

Pelar las papas y cocinar en agua con sal hasta que estén tiernas, pero firmes. Escurrirlas y hacer un puré

Colocar la harina en forma de corona sobre la mesa de trabajo o en un bol, y espolvorear con la sal, la pimienta y nuez moscada a gusto. Agregar el queso parmesano. Distribuir el puré de papas sobre la harina.

Agregar el huevo en el hueco central e incorporar la harina y el puré de papas de afuera hacia adentro.

Mezclar todos los ingredientes a mano hasta formar una especie de granulado. Amasar con ambas manos lo más rápido posible, ya que no hay que trabajar esta masa excesivamente. Dejar reposar unos minutos.

Moldear cilindros de 3 o 4 cm de diámetro y espolvorear con harina. Con ayuda de un cuchillo, cortar porciones de 1 cm de ancho.

Pasar cada porción por el utensilio para marcar gnocchi o un tenedor, ejerciendo presión con el dedo pulgar en el centro de la masa. Deslizar y dejar orear sobre la mesa de trabajo enharinada. Espolvorear con más harina para que no se peguen.

Para preparar el pesto, machacar en un mortero o en un procesador de alimentos los dientes de ajo con los piñones o bien con nueces. Incorporar la albahaca y trabajar los ingredientes. Condimentar con sal y pimienta a gusto y mezclar el aceite de oliva. Si se desea suavizar el sabor se puede agregar crema de leche.



Pelar las papas y cocinar en agua con sal hasta que estén tiernas, pero firmes. Escurrirlas y hacer un puré



Colocar la harina en forma de corona sobre la mesa de trabajo o en un bol, y espolvorear con la sal, la pimienta y nuez moscada a gusto. Agregar el queso parmesano. Distribuir el puré de papas sobre la harina.



Agregar el huevo en el hueco central e incorporar la harina y el puré de papas de afuera hacia adentro.



Mezclar todos los ingredientes a mano hasta formar una especie de granulado. Amasar con ambas manos lo más rápido posible, ya que no hay que trabajar esta masa excesivamente. Dejar reposar unos minutos.



Moldear cilindros de 3 o 4 cm de diámetro y espolvorear con harina. Con ayuda de un cuchillo, cortar porciones de 1 cm de ancho.



Pasar cada porción por el utensilio para marcar gnocchi o un tenedor, ejerciendo presión con el dedo pulgar en el centro de la masa. Deslizar y dejar orear sobre la mesa de trabajo enharinada. Espolvorear con más harina para que no se peguen.



Para preparar el pesto, machacar en un mortero o en un procesador de alimentos los dientes de ajo con los piñones o bien con nueces. Incorporar la albahaca y trabajar los ingredientes. Condimentar con sal y pimienta a gusto y mezclar el aceite de oliva. Si se desea suavizar el sabor se puede agregar crema de leche.