(24 Porciones)

150 g de mantequilla

80 g de azúcar flor

2 cucharadas de miel

1 huevo

Ralladura de 1 limón

200 g de harina

100 g de salvado de avena

Baño para repostería de chocolate blanco

150 g de mantequilla

80 g de azúcar flor

2 cucharadas de miel

1 huevo

Ralladura de 1 limón

200 g de harina

100 g de salvado de avena

Baño para repostería de chocolate blanco

Batir la mantequilla con el azúcar hasta obtener una crema espumosa.

Agregar la miel y el huevo y batir bien. Perfumar con la ralladura de limón (reservar un poco para decorar). Incorporar la harina y el salvado de avena previamente tamizados y mezclar hasta obtener una masa.

Estirar la masa sobre una superficie ligeramente enharinada hasta que tenga 3 mm de espesor.

Practicar cortes paralelos en diagonal con un cuchillo. Luego practicar cortes rectos perpendiculares a los anteriores para formar rombos.

Cocinar en horno precalentado a temperatura moderada, 180° C, durante 10 minutos o hasta que estén apenas doradas. Retirar y dejar enfriar. Decorar las cookies con el baño para repostería derretido.

Espolvorear enseguida con la ralladura de limón reservada, antes de que se seque el chocolate.



Batir la mantequilla con el azúcar hasta obtener una crema espumosa.



Agregar la miel y el huevo y batir bien. Perfumar con la ralladura de limón (reservar un poco para decorar). Incorporar la harina y el salvado de avena previamente tamizados y mezclar hasta obtener una masa.



Estirar la masa sobre una superficie ligeramente enharinada hasta que tenga 3 mm de espesor.



Practicar cortes paralelos en diagonal con un cuchillo. Luego practicar cortes rectos perpendiculares a los anteriores para formar rombos.



Cocinar en horno precalentado a temperatura moderada, 180° C, durante 10 minutos o hasta que estén apenas doradas. Retirar y dejar enfriar. Decorar las cookies con el baño para repostería derretido.



Espolvorear enseguida con la ralladura de limón reservada, antes de que se seque el chocolate.