(4 Porciones)

1 Kg. de filetes de merluza

Sal y pimienta, a gusto

3 huevos

1 Cucharadita de extracto de tomate

2 Cucharadas de salsa kétchup

2 Cucharadas de pan blanco rallado

1 Cucharada de hierbas frescas (albahaca y/o perejil)

Ralladura de 1 limón

1 Kg. de filetes de merluza

Sal y pimienta, a gusto

3 huevos

1 Cucharadita de extracto de tomate

2 Cucharadas de salsa kétchup

2 Cucharadas de pan blanco rallado

1 Cucharada de hierbas frescas (albahaca y/o perejil)

Ralladura de 1 limón

Picar los filetes desespinados de merluza o de cualquier otro pescado blanco. Colocar en un bol y salpimentar a gusto.

Añadir los huevos semibatidos, el extracto de tomate y el kétchup.

Mezcle con el pan blanco rallado, la cucharada de hierbas frescas y la ralladura de limón. Forme una masa compacta.

Forrar el fondo y los laterales de una budinera con papel de aluminio. Pincelar con aceite de oliva todo el interior del molde para evitar que la preparación se adhiera.

Verter la preparación en el molde forrado cuidando de que no sobrepase las tres cuartas partes de la capacidad del mismo.

Cubrir la superficie con papel de aluminio y cocer en horno a 200 ºC a baño María (o sea ponga el molde sobre un tiesto con agua) durante 50 minutos.



Picar los filetes desespinados de merluza o de cualquier otro pescado blanco. Colocar en un bol y salpimentar a gusto.



Añadir los huevos semibatidos, el extracto de tomate y el kétchup.



Mezcle con el pan blanco rallado, la cucharada de hierbas frescas y la ralladura de limón. Forme una masa compacta.



Forrar el fondo y los laterales de una budinera con papel de aluminio. Pincelar con aceite de oliva todo el interior del molde para evitar que la preparación se adhiera.



Verter la preparación en el molde forrado cuidando de que no sobrepase las tres cuartas partes de la capacidad del mismo.



Cubrir la superficie con papel de aluminio y cocer en horno a 200 ºC a baño María (o sea ponga el molde sobre un tiesto con agua) durante 50 minutos.